martes, 23 de abril de 2013

Los espías ciclistas de Hitler

El diario británico Daily Herald lo había avisado en el mes de mayo de 1937 después de caer en su poder un panfleto de la Asociación de Ciclistas Nazis, en el que se decía:
"Memorizad cada punto histórico como campanarios, torres, cruces y puentes, de manera que seáis capaces de localizarlos de noche".
Los Servicios de Inteligencia británicos llevaban desde principios de 1937 siguiendo la pista a Joachim Benemann, un estudiante alemán que, al parecer, estaba formando las Juventudes Hitlerianas en Londres ya que en una visita anterior en los veranos de 1934 y 1935, había formado dos campamentos anglo-alemanes y consiguió crear varias asociaciones entre Boy Scouts britanicos y las juventudes de Hitler.

Juventudes Hitlerianas en Inglaterra.

El servicio secreto identificó a siete grupos de unos 20 jóvenes cada uno. Sus rutas se centraban en visitas a los sitios históricos más importantes como Oxford, Cambridge y Londres. También hacían itinerarios por Escocia y Gales.

El seguimiento no fue muy exhaustivo, pero se sabe que se celebraban cenas de confraternización en clubes como el Spalding Rotary.

Los jóvenes que participaban en esos campamentos eran elegidos cuidadosamente e incluso eran entrenados antes de su viaje. El grupo que más destacó fue uno proveniente de las Juventudes Hitlerianas de Hamburgo. Los chicos compartieron campamento de verano con los Boy Scouts en la localidad de Tamsworth, gracias a su "director pro alemán". Eran como una legión romana. Portaban sus emblemas y marchaban todos al unísono. Los Boy Scouts incluso llegaron a participar con ellos en marchas nocturnas con antorchas y a realizar el saludo nazi.

Diario local que especulaba sobre las verdades intenciones de los jóvenes nazis.

Los jóvenes nazis tenían un comportamiento ejemplar en los lugares por donde pasaban y esa amabilidad tuvo una respuesta positiva por parte de Baden Powell, jefe de los Scouts del Reino Unido, ya que en noviembre de 1937 se reunió con el director de las Juventudes Hitlerianas en la embajada alemana en Londres con la intención de estrechar lazos con ellos e incluso estaría dispuesto a visitar a Hitler.

El Gobierno británico tomó cartas en el asunto y destituyó a Baden Powell 15 días despuésde la reunión.

Fuente:
BBC
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...