domingo, 10 de agosto de 2014

Los auténticos "Malditos Bastardos"

Esta es la apasionante historia en la que se inspiró Tarantino para su película "Malditos bastardos".

En septiembre de 1944 la OSS había estado entrenendo, para saltar en territorio enemigo, a grupos de combatientes, entre los que se encontraban un buen número de judíos exiliados.

La operación más exitosa fue la Operación Greenup, formada por Frederick Mayer y Hans Wynberg, dos judíos refugiados del régimen nazi, dispuestos a volver a Europa para golpear a los nazis desde dentro y el prisionero austriaco Franz Weber, un oficial de la Wehrmacht que conocía a la perfección la región donde operarían.
Antes de desarrollarse la Operación Greenup el jefe del comando Mayer propuso a sus superiores que fuern lanzados en paracaidas con varias cajas de armas en el campo de concentración de Dachau, y provocar un levantamiento, pero desestimaron la petición.
Los tres fueron lanzados en paracaídas el 26 de febrero a 3.000m sobre un glaciar tirolés. Tras recuperar casi todos sus contenedores se dirigieron a casa de la familia de Weber.

Franz Weber, Hans Wijnberg y Frederick Mayer
Mayer consiguió, gracias a la hermana de Weber, un uniforme de oficial con el que frecuentar las cantinas de oficiales y conseguir información sobre el paso de trenes con munición y tropas a traves del Tirol, con destino a Italia y la hipotetica construcción de la llamada Fortaleza Alpina, para que Wynberg la retransmitiera por radio. Como resultado, muchas de las instalaciones industriales y de transporte descritos por Mayer fueron destruidas por los bombardeos aliados.

Después de varios meses, Mayer cambió su disfraz por el de un electricista francés con el que se coló en una fábrica de ME262, los cazas a reacción de la Luftwaffe, donde descubrió que la producción estaba detenida debido alos bombardeos aliados. El papel duró poco ya que uno de sus contactos fue detenido y torturado por la Gestapo. Mayer fue arrestado y brutalmente torturado. Mayer mantuvo en todo momento su papel de electricista francés y nunca delató a sus compañeros. Curiosamente en ningún momento sospecharon que fuera judío.

Otro preso norteamericano dijo que Mayer era un impotante oficial de las OSS. Como oficial solo podía ser interrogado por el Gauleiter del Tirol, Franz Hofer. Como Hofer sabía de la inminente derrota del III Reich intentó agenciarse las simpatías del prisionero y lo invitó a una charla con el embajador alemán ante Mussolini como invitado. Mayer sospechó que era una nueva estrategia para hacerle hablar, pero finalmente comprendió lo que pretendían. Querían negociar una rendición a los americanos antes que a los soviéticos.

Cuando el 3 de mayo de 1945, tropas de la 103 de infantería se disponían a tomar Innsbruck se encontraron con una automóvil con bandera blanca. Del coche se baja Fred Mayer, aún con su cara hinchada, y se presenta ante el Mayor de Bland West, oficial de inteligencia, como oficial de la OSS y le hace entrega de la rendición alemana. Con posterioridad se descubrió que Mayer era realmente Sargento. Por lo que los alemanes se rindieron a un Sargento judío exiliado en Estados Unidos.

Mayer obtuvo un corazón púrpura y sus compañeros fueron galardonados con Legión del Mérito por sus acciones.

Aquí se puede ver un documental sobre la Operación Greenup emitido en la 2 de TVE el 20 de junio de 2013.

Fuente:
Real Inglorious Basterds
The Globe
Womens Lens
Breitbart
Tele Online Directo


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...