domingo, 24 de enero de 2021

La guerra de los pájaros

En la simpática película de animación "Valiant" las palomas mensajeras británicas son perseguidas por terribles halcones nazis que quieren impedir que lleguen a su destino con su mensaje. Hasta que se topan con el audaz palomo Valiant. Esto que parece ficción está basado en la realidad.

Los halcones nazis
Las palomas mensajeras fueron utilizadas desde antiguo como medio de comunicación y durante la Segunda Guerra Mundial las utilizaron tanto los Aliados como las tropas del Eje. De hecho las primeras noticias del Día D las llevó una paloma de la RAF llamada Gustav. Gustav fue una de las 250.000 palomas que usó el ejército británico durante la guerra.

El partido nazi había tomado el control de todos los palomares en Alemania después de que llegara al poder.  Himmler, que al parecer era aficionado a las palomas, había ordenado su uso en la policía de seguridad.

Los halcones nazisAunque los norteamericanos tenían a los Pigeoneers y obtuvieron muy buenos resultados, los que realmente preocupaban a los alemanes eran los británicos del Pigeon Service Special Section y muy especialmente el SOE, que colaboraba con los grupos de resistencia en los territorios ocupados. Con ese fin recurrieron al arte de la cetrería y usaron halcones peregrinos entrenados para atacar a las palomas mientras volaban llevando sus mensajes secretos. Además de la guerra en el aire entre los cazas y los bombarderos se libró "la guerra de los pájaros" entre las palomas aliadas y los halcones nazis. 

Los halcones nazisAntes de recurrir a los halcones, las tropas que estaban acantonadas en las costas del Canal de la Mancha recibieron del mando alemán la orden de que abatieran a las palomas que se dirigieran hacia las costas británicas. Incluso se utilizaron francotiradores. Pero no fue muy eficaz.

Se desconoce el número real de palomas abatidas por los halcones alemanes pero solo pudieron regresar a Gran Bretaña 1800 de las más de 15000 enviadas a Francia a pesar de que en muchas ocasiones el mismo mensaje era trasportados por dos o tres palomas para que al menos una de ellas llegara a su destino.

Para intentar evitar tal desastre, el MI5 organizó una unidad con la orden de recorrer la costa del Sur de Inglaterra matando a todos los halcones. Pero, como le sucedió a los alemanes, no resultó eficaz. Mataban tanto aves aliadas como enemigas. Finalmente se optó por el mismo método que el enemigo, usar halcones para cazar a las rapaces alemanas y a las palomas que enviaban desde Francia para confundir a los servicios secretos aliados. 

Los halcones nazis
Dos de las palomas alemanas capturadas se convirtieron en "prisioneros de guerra"
Una vez que Francia fue liberada y la guerra se acercaba a su fin, la guerra de los pájaros tambien terminó.

No se sabe si algún halcón alemán recibió su Cruz de Hierro, pero entre las palomas aliadas, 32 de ellas recibieron la Medalla Dickin por su servicio. 

Por cierto. Valiant, el héroe de la película de animación, se llama así por la última paloma que logra llevar un mensaje de auxilio del comandante francés que defendía Fort de Vaux asediado por el fuego artillero y de gases tóxicos lanzados por los alemanes durante la batalla de Verdún, en 1916. Valiant murió nada más llegar a su destino.

Para saber más:
Secret Pigeon Service: Operation Columba, Resistance and the Struggle to Liberate Europe, de Gordon Corera
ABC
HistoryNet
Belleville News-Democrat
BBC
The Telegraph

No hay comentarios:

Publicar un comentario