miércoles, 13 de marzo de 2013

John Wilpers, el último de los captores de Tojo

Originario de Albany (Nueva York), John Joseph Wilpers Jr., se alistó en la fuerza aérea en 1942 al dejar la universidad y fue transferido al 308 destacamento del Cuerpo de Contra Inteligencia, con el que participó en la batalla de Guadalcanal. Fue de los primeros en llegar a Japón tras la rendición del país.


La determinación del teniente John Joseph Wilpers evitó que el 11 de septiembre de 1945 el Primer Ministro japonés Hideki Tojo que mando el ataque a la base de Pearl Harbor, escapara a la justicia. Tojo, el hombre que junto con Hitler representaba para los estadounidenses lo más vil y atroz de la Segunda Guerra Mundial, trató de evitar caer en manos de los vencedores del mismo modo que el líder nazi: pegándose un tiro.
Menos afortunado o diestro, el general japonés, responsable de muchas de las crueldades del ejército imperial japonés durante la mayor parte de la Segunda Guerra Mundial, solo consiguió quedar malherido. Mientras luchaba por morir según el código del Bushido, Wilpers, le arrancó la pistola de la mano y obligó a un médico japonés que estaba presente, apuntándole con la pistola de Tojo, a que le salvara la vida. Tojo finalmente se recuperó, para poder ser ahorcado, tras el llamado "Nuremberg japones", por crímenes de guerra en diciembre de 1948.


Por su determinación en el arresto de Tojo le fue concedida una Estrella de Plata, aunque no se la dieron de modo efectivo hasta 2010, debido a que al parecer fue considerada una operación encubierta

Afirmaba Wilpers:
Era un trabajo que nos dijeron que hiciéramos, y lo hicimos.

Tras la guerra trabajó 28 años para la CIA y se retiró en 1975 con el rango de coronel.  Wilpers, murió el pasado 28 de febrero de 2013 en un asilo de Maryland a los 93 años.

Fuente:
The Washington Post
El País
Japan Daily Press
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...