domingo, 9 de junio de 2013

Demasiado lejos de Playa Omaha

Las operaciones comenzaron siendo aún de noche. Para desembarcar a la hora H: las 06:30, media hora después del amanecer, las lanchas de la primera oleada partieron de los buques de transporte a las 05:20. Cuando estaban a poca distancia de la playa de Omaha, la más infernal de la playas de desembarco, observaron que las bombas lanzadas por los aviones caían demasiado lejos de la cima del acantilado, así que ni destruyeron los campos minados ni siquiera golpearon los nidos de ametralladoras o las fortificaciones alemanas.
"¡Lo único que han hecho ha sido despertarlos!"
Comandante Scott-Bowden.

Se había fijado la hora H principalmente por la confianza en la precisión de los bombarderos americanos en detrimento de la idea de arribar a la playa en mitad de la noche que proponían los británicos. Los jóvenes tripulantes de las lanchas, en ocasiones se asustaron tanto al llegar a la playa que quisieron bajar la rampa antes de tiempo y solo aguantaron cuando fueron amenazados a punta de pistola, por los oficiales de infantería, hasta el lugar convenido, pero aún así muchos las abrieron demasiado pronto con lo que muchos soldados murieron ahogados al ser arrastrados al fondo por su equipo. Los guardacostas, con más experiencia apagaban los motores para sortear bancos de arena y llegaron hasta la misma playa.


Fuente:
El Día D la batalla de Normadía, Antony Beevor
ABC

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...